¿Cuántos esclavos trabajan para ti?

Me llega via twitter una web curiosa: slaveryfootprint. A través de 11 preguntas que van desde el tipo de deporte que haces, la proporción de alimentos que tomas o el nivel de tecnología que usas, te informan de cuantos esclavos trabajan para ti. Sí, has leído bien, esclavos.

Lo lees y yo lo escribo con casi tal naturalidad que asombra. En occidente nos hemos acostumbrado a ser ricos, sí, ricos, a tener comodidades y acceder cada vez más a una amalgama de productos y servicios de mejor calidad, pero muchas veces es a costa de países pobres, a costa de gente que trabaja bajo condiciones que no podríamos imaginar, llegando hasta la esclavitud absoluta, aquella que todos nosotros creemos haber abolido ya hace tiempo.

En primer lugar, quiero traducir el mensaje de la propia web, pues está en inglés, y puede haber gente que no sepa traducirlo (la traducción puede no ser perfecta):

Desde el principio de la humanidad, mucha gente ha comprado, vendido y esclavizado a otra gente. Pero uno de los grandes triunfos de nuestro mundo ha sido nuestra habilidad para acabar con tales prácticas. La gente se levantó contra la esclavitud y no tuvo miramiento. Conseguimos dejar a los esclavos en libertad.

Eso es lo que nos gusta pensar. Sí, hemos oído que aun hay condiciones de trabajo “cuestionables”. Explotación al trabajador y cosas del estilo. Pero ¿compra-venta y tráfico de seres humanos? Si eso está pasando, seguro que es lejos de aquí, en otra cultura, lejos de mi influencia.

Pero realmente no es así. Ese nuevo teléfono móvil. Esa camiseta, ordenador, taza de café. El tipo de cosas que compramos proviene de esclavos.

“Pero se la compro a empresas respetables –dirás, si eso fuera cierto lo sabríamos y Oprah (reconocida famosa americana) estaría encima.”

Cierto, pero no es tan simple. La cosa es que esas respetables empresas que conocemos e incluso amamos… ni siquiera saben de donde provienen la materia prima que utilizan. ¿De dónde viene el algodón de la camiseta? ¿El tantalum del teléfono móvil? ¿Los gramos de la taza de café? Ahí es donde encontrarás a los esclavos. En los campos. En las minas. En el proceso de las materias primas.

Es la cadena de la oferta, estúpido. Y es esa cadena la que esclaviza a más personas que en cualquier momento de la historia de la humanidad. Y ellos trabajan para ti.

Demasiado para haberse abolido.

Por eso queremos hacerte entender tu influencia en la esclavitud. No para que te sientas mal, o dejes de comprar cosas. Sino para que te cuestiones y le preguntes a las empresas que quieres que indaguen sobre de donde provienen las materias primas que utilizan.

No debería ser muy difícil para ellos. Y un verdadero mercado libre debería provenir de gente libre. Todos trabajamos para hacer posible un objetivo.

Juntos, podemos trabajar para construir un mundo donde todo lo que compres pueda tener otro tipo de etiqueta “Made in…”

Pensar en estos términos es difícil. Por un lado sabemos y tenemos consciencia de que parte de nuestra forma de vida se sustenta en unos costes mínimos basados en condiciones de vida y trabajo a los que no queremos mirar de frente. Pero nadie, ni siquiera yo, queremos dejar de utilizar o comprar las cosas que ya necesitamos.

No, no se trata de volver hacia atrás en el tiempo, de tirar tu ordenador a la basura, o dejar de usar el móvil. Se trata de entender que tanto empresa como consumidor se están repartiendo los beneficios de esta forma de producción y que todos (todos) debemos avanzar poco a poco en un sistema económico más viable, no solo para el medio ambiente, sino para el medio humano y social.

Lejos de querer hacer que vislumbréis realmente la problemática, sí que hay algo que todos podemos ver. ¿En qué somos más ricos?

Desde luego, España no es más rica en condiciones de vida, en viviendas más baratas, en condiciones de seguridad laboral mayores. Somos más ricos porque podemos comprar más cosas. ¿Qué cosas? ¿En qué se denota ese avance  económico?
Desde luego no en la sociedad. Sino, sobre todo, en la tecnología. En el consumo de bienes extranjeros.

Quizás no estemos creciendo, sino empobreciendo al de más allá. No es lo mismo pasar de producir una manzana a dos, que seguir produciendo una manzana y robarle una al que no tiene la fuerza para defenderse.

Sé que es una generalización muy bruta, pero estoy seguro de que parte de nuestro enriquecimiento proviene de el empobrecimiento (o el no enriquecimiento) de otros países, regiones o poblaciones.

¿Qué podemos hacer?

La indefensión de una persona en estos temas es total. Yo me siento acomplejado, enano, impotente ante lo que sé que se escapa de mi control. Me da vergüenza saber que vivo como vivo gracias a las condiciones de gente a la que nunca voy a conocer. Y el sentimiento se agrava cuando sé que no voy a cambiar mi estilo de vida.

La web me dice que hay 20 esclavos trabajando para mi. Y lo único en lo que puedo pensar es que nos queda mucho recorrido si en verdad queremos avanzar como sociedad. Demasiado.

Aquí una lista (de la web, también traducida) sobre los sitios donde se sustenta esta esclavitud:

  • Japoneses trafican importando trabajadores inmigrantes desde Asia hasta USA, manteniéndolos captivos bajo amenazas, violencia o chantaje.
  • En Perú, el tráfico de esclavos se produce en muchas industrias. Los hombres son forados a trabajar en minas, aserraderos, granjas… Las mujeres son esclavizadas como prostitutas. Los niños son forzados a pedir por las calles y traficar con drogas.
  • En Brasil, cerca de 25.000 hombres y niños son esclavizados en ranchos ganaderos, minas, plantaciones de azúcar, granjas de maíz, algodón, soja, carbón…
  • En Sudáfrica, las bandas nigerianas trafican con la prostitución, mandando mujeres a Estados Unidos para que sean explotadas. Chinos y taiwaneses son esclavizados en explotaciones obreras que se mueven entre diversos países para evadir inspecciones de trabajo.
  • Haities o Dominicanos son traficados por la republica dominicana para la construcción, la agricultura o servicios domésticos.
  • En Arabia Saudí, los trabajadores extranjeros deben trabajar durante años años de los que estipula cualquier contrato para que les permitan salir.
  • En la India, millones de personas son esclavizadas en hornos de ladrillos, granjas de arroz, y factorías. Cientos de miles más son traficados hacia oriente medio, Estados Unidos y Europa para trabajar en servicios domésticos y trabajos de bajo perfil.
  • En China, operan ilegalmente factorías en las regiones más pobres, usando unos 150 millones de inmigrantes internos y esclavos.
  • En Rusia hay más de un millón de esclavos. Se pueden encontrar más de 20.000 niños envueltos en la prostitución.
  • En Thailandia, la industria pesquera s sustenta bajo la violencia y el asesinato.
  • En Vietnam, unos 33000 trabajadores son forzados a trabajar la madera junto con cientos de brasileños y rusos en los bosques de Perú.
  • Malaysia tiene unos 4 millones de extranjeros. Reclutados para trabajar en hoteles y restaurantes, una vez que llegan la mayoría son forzados a la prostitución o las plantaciones y la construcción.
  • Los sindicatos del crimen de Australia trafican con Asia y el Pacifico. Las victimas son esclavizadas bajo confiscación, amenazas y violencia física.
Anuncios

3 comentarios en “¿Cuántos esclavos trabajan para ti?

  1. Pingback: Bitacoras.com

  2. Uy, no hace falta ir tan lejos, esta misma semana han hecho una redada en el Eixample barcelonés, mujeres chinas prostituidas en pisos que no tenían ni acceso a preservativos. Cierto que era para devolver “las deudas contraidas” para traerlas aquí, pero el mismo hecho que no pudieran libremente escoger en que trabajar para devolverlas es ser un esclavo.

    Hasta tengo una tarjeta de uno de esos pisos que repartían en el metro, así que mira si andan cerca.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s